Saltear al contenido principal

Aprender idiomas en la tercera edad está lleno de beneficios

  • Blog
Aprender Idiomas En La Tercera Edad Está Lleno De Beneficios

Seguro que has escuchado que nunca se aprende como cuando somos pequeños. Sin embargo, hoy os hablamos de los beneficios de aprender idiomas en la tercera edad.

Aunque existe una creencia muy extendida de que la mejor época para aprender un idioma es la infancia, lo cierto es que cualquier momento de la vida es el idóneo para asistir a cursos de idiomas si nos proponemos iniciarnos en su estudio. ¿Por qué no comenzar a aprender inglés o cualquier otra lengua tras la jubilación?

Lejos ya de las ocupaciones laborales y otros compromisos que mantenían nuestra agenda ocupada, disponemos de más tiempo libre que nunca para iniciarnos en el desarrollo de una nueva actividad que lleva aparejada una serie de ventajas. Además, nos ofrece la opción de mantenernos ocupados, teniendo unos horarios y nuevos hábitos que darán lugar a una interesante rutina.

No hay una edad para aprender idiomas u otro tipo de conocimientos. Hay que desterrar falsos mitos. Se puede continuar haciéndolo durante toda la vida y con los mismos resultados que a cualquier otra edad.

Pero, ¿qué conseguimos aprendiendo nuevas lenguas en la tercera edad?

Beneficios para la salud de aprender idiomas en la tercera edad

Los expertos aseguran que el aprendizaje de un idioma conlleva numerosos beneficios para las personas mayores. A continuación, enumeramos algunos de los más destacados.

1. Mantener la mente activa

Estudiar nos conserva la mente activa y contribuye a un desarrollo cognitivo equiparable a los ejercicios de entrenamiento del cerebro. Además, disminuye las posibilidades de aparición de enfermedades como el Alzheimer.

2. Fortalecer la memoria

Estudiar es el mejor modo de que mejoremos y mantengamos nuestra memoria en perfecto estado.

3. Otorga mayor rapidez cognitiva

Desarrollaremos nuestra rapidez cognitiva como consecuencia directa de esa suerte de gimnasia mental que proporcionamos a nuestro cerebro. Los científicos apuntan a una mayor conexión entre neuronas como resultado del aprendizaje. Tener que asimilar nuevos conceptos estimula al cerebro y permite que no se marchite.

Beneficios para la salud psicológica de los idiomas en la tercera edad

También, desde el punto de vista de la salud psicosocial, existen varias ventajas.

1. Ayuda a socializar

Es la excusa perfecta para salir de casa y tener más vida social. Acudir a clases a la escuela de idiomas permite conocer gente nueva. Es la oportunidad ideal para establecer nuevas amistades en el centro al que se asista, pero también fuera de él. Preparar trabajos en grupo, hacer los deberes o estudiar para un examen son momentos que facilitan entablar relaciones con otras personas.

2. Permite estar ocupado

Las personas dedicamos multitud de horas semanales a nuestra profesión. Cuando nos jubilamos, es necesario realizar actividades o tener aficiones en nuestro tiempo libre. Esto es algo muy importante, ya que nos hará sentirnos más útiles.

3. Ofrece una excusa para viajar al extranjero

Ahora que las obligaciones han disminuido considerablemente, la tercera edad es el momento elegido por muchas personas para viajar. Aprender un nuevo idioma puede ser la excusa perfecta para visitar el país en el que pueda practicarse.

Aprende idiomas en la tercera edad

En conclusión, realizar cursos de idiomas en la tercera edad se traduce en un gran número de beneficios que conviene tener en cuenta. Si además de mantener el cerebro sano y ejercitado, se logra una mayor socialización, seguro que merece la pena hacer la prueba para incorporar un nueva lengua a la lista de los que ya dominamos.

Así que no te lo pienses más. En el English Language Institute de Granollers te ofrecemos una amplia variedad de cursos para que puedas iniciarte en una nueva lengua o retomar esa que ya sabes pero no controlas del todo. ¡Llámanos!

Volver arriba